fbpx

La visión durante el embarazo

Dra Karen Perez

Los cambios en la visión durante el embarazo están producidos por aumento en los niveles hormonales, metabólicos, en la circulación y sanguíneos; todo el cuerpo está cambiando para dar paso a una nueva vida. La mayoría de estos cambios y en la mayoría de los casos son fisiológicos, forman parte del proceso y son reversibles luego del parto. Otros se producen por enfermedades propias del embarazo y otros son el resultado de enfermedades preexistentes.

Y llega la pregunta: ¿El embarazo altera la visión? Y la respuesta es SÍ, definitivamente estos cambios que se producen en el cuerpo incluyen la visión y el ojo.

Se pueden manifestar a través de algunos de estos síntomas:

  • Visión borrosa.
  • Dificultad al enfocar
  • Fotofobia y migrañas
  • Sequedad ocular
  • Melanosis palpebral o cloasma
  • Angiomas faciales
  • Hinchazón de los párpados.
  • Dificultad en el uso de los lentes de contacto, entre los más frecuentes.

Antes de hablar de cada uno de ellos, mi primera recomendación es a cualquier síntoma debemos prestarle atención, es necesario que pidas cita a tu optómetra para llevar un control durante el embarazo, siempre es mejor exagerar y más en esta etapa tan hermosa y de tanto cuidado para las mamás.

visión en el embarazo

La visión durante el embarazo

Visión borrosa:

La retención de líquidos puede provocar edema en la córnea (aumento del
espesor corneal) que induce una visión con sensación de neblina o cambios en la curvatura de la córnea que pueden afectar la visión y producir cambios en la graduación.

En la mayoría de los casos esto es transitorio y luego del parto y que el cuerpo vuelva a su normalidad, se resuelve. Por esta razón, la segunda recomendación, cambiar los lentes solo si es absolutamente necesario por daño o pérdida, ya que se corre el riesgo que después del parto vuelva a cambiar la graduación para los lentes.

Otro síntoma que afecta la visión durante el embarazo es la dificultad al enfocar:

Se produce porque la retención de líquidos afecta al cristalino (responsable del mecanismo para ver claro a cualquier distancia.) alterando la capacidad de enfocar en los cambios de distancia la visión, lo que ocasiona que se dificulte el cambio de distancia o el enfoque en visión próxima.

Otra razones, por la cual se puede presentar visión borrosa acompañada de destellos de luz o mosquitas volantes, son las enfermedades propias del embarazo como la preeclampsia (hipertensión arterial durante el embarazo) o la diabetes gestacional.

Las alteraciones o cambios en los niveles de azúcar, sea por diabetes gestacional o por descompensación de una diabetes preexistente, puede causar fluctuación en la visión de un dia para otro y también pueden producir alteraciones en la retina.

Cualquiera de ellas requieren seguimiento y tratamiento médico y sus manifestaciones oculares revisión por parte de oftalmologia, para no ocasionar consecuencias y sean reversibles luego del parto.

Si está acompañado de dolor de cabeza, se puede convertir en una urgencia médica.

Sequedad ocular:

Los aumentos y cambios de los niveles hormonales, alterar la calidad de la lágrima, disminuyendo el tiempo que permanece en la superficie ocular y disminuyendo la cantidad de lágrima producida. Dando como resultado un ojo seco, con sensación de cuerpo extraño o arenilla, ardor ocular o lagrimeo como respuesta refleja. Si la paciente es usuaria de lentes de contacto, puede comenzar una reacción de rechazo a los lentes de
contacto. Se recomienda, parpadeo frecuente para renovar la película lagrimal, disminuir el tiempo frente a las pantallas o alternar con otras actividades.

Melanosis palpebral o cloasma.

Se refiere a una mancha alrededor de los párpados, conocida como máscara del embarazo, producida por el cambio hormonal que incrementa la pigmentación.

Angiomas faciales o arañas vasculares

se producen por alteración en el sistema circulatorio y se pueden presentar en la piel alrededor del ojo o en tejidos oculares, como la conjuntiva.

Hinchazón de los párpados

Suele ser otra manifestación de la retención de líquidos que se presenta.

Algunas recomendaciones adicionales para tu visión durante el embarazo.

  • Si presenta una miopía mediana o alta, es recomendable un control por oftalmología para realizar un estudio de fondo de ojo y evitar cualquier posibilidad de alteraciones en la retina.
  • Realizarse un examen visual durante el embarazo de control.
  • Ante cualquier síntoma consultar a su médico.
  • Este artículo es solamente informativo y no reemplaza la visita al especialista.

Parte 1 escrito por:
Dra. Luz Stella Díaz M.
Optómetra
Especialista en Salud Ocupacional.

La visión durante el embarazo

Durante el embarazo ocurren múltiples cambios fisiológicos en nuestro cuerpo, principalmente mediados por los cambios hormonales de esta etapa, los ojos y por ende la visión también sufre algunas modificaciones. Estos cambios fisiológicos (a nivel hormonal, metabólico, cardiovascular e inmunológico) que son usualmente graduales, permiten una adaptación
también gradual de la mujer a dichos cambios y tienen manifestación en los ojos y la visión.

Síntomas asociados a la visión durante el embarazo:

Los principales síntomas que puede manifestar una embarazada son:

  • Disminución progresiva de la visión, fatiga visual, sensación de sequedad ocular, visión borrosa o visión doble y molestias a la luz.
  • Los cambios fisiológicos son en gran parte transitorios y reversibles una vez culminado el embarazo.
  • La aparición de hemorragia sub conjuntival (áreas enrojecidas en la conjuntiva) en el primer trimestre, puede estar con relación a los episodios de vómito que pueden ocurrir en esta etapa, suelen resolver de manera espontánea y no requieren ninguna intervención.
  • La sensación de sequedad ocular es otro síntoma frecuente y se presenta por una alteración en las células acinares lagrimales. Las mujeres también pueden manifestar una menor tolerancia al uso de lentes de contacto lo cual está relacionado con alteraciones en la composición de la lágrima y cambio de la curvatura de la córnea.
  • La córnea puede presentar inflamación y engrosamiento, lo que favorece cambios en el índice de refracción (es necesario cambiar la fórmula de lentes o gafas), afortunadamente estas modificaciones remiten al terminar el período de lactancia.
  • Otros síntomas incluyen dificultad para leer, visión borrosa e irritación ocular, estos desaparecen después del parto o al finalizar la lactancia. En este periodo no se recomienda cirugía refractiva ni adaptación a lentes de contacto.

Parte 2 escrito por:
Dra. Karen Pérez
Ginecobstetra
Especialista en Parto Humanizado
@drakarenperez

Abrir chat